jueves, 22 de septiembre de 2011

SARA BERNHARDT DE HANS MAKART

SARA BERNHARDT 1881


SARA BERNHARDT
óleo sobre lienzo 
86x 50 cm
Salzburgo, Museum



Hans Makart alcanzó en vida un grado de popularidad extremadamente alto. En 1879 , cuando Viena celebró un gran desfile histórico en honor  de la pareja formada por el emperador Francisco José y su esposa Isabel, el homenaje del pueblo benefició más que a nadie a Hans Makart, organizador del acontecimiento que pasaría a la historia del arte con el nombre de " Makart- Festzug " ( el desfile de Mahart ) . Este apreciado" príncipe de la pintura " desató una pasión por el arte que, no obstante, se desvanecería rápidamente con su repentina muerte en 1884 . Sin embargo, el opulento estilo decorativo por él inspirado dominaría el gusto de la época hasta finales de siglo.


Makart, en realidad , un hombre tímido y taciturno , fue encumbrado por la prensa como mago del pincel y la paleta . De su taller surgían constantemente noticias sensacionales . Makart tenía el don de transmitir sentimientos y crear atmósferas cautivadoras con escasos elementos decorativos.


A finales de 1881 a este " príncipe de la pintura " se le presentó la ocasión de establecer con la estrella mediática de la época de proporciones descomunales . La actriz dramática parisina Sarah Bernhardt acudió a Viena para actuar en una función : y que podía ser más indicado para ella que visitar el estudio de Makart tenido entonces por una de las principales atracciones de la ciudad. Al fin y al cabo . Makart era célebre por rodearse en su vida privadade actores y, sobre todo , de actrices.


En la época del historicismo tardío , el arte y el teatro habían vuelto a unir sus caminos . En el pintor se veía , ante todo, el escenógrafo y " attrezzista " que facilita a sus modelos una entrada triunfal en el lienzo . Sin embargo, un artista como Markat , con su estupendo manejo del pincel y su increible refinamiento y sentido del color, era capaz de conseguir más que eso. En cualquier caso, la visita de la divina Sarah tuvo una consecuencia directa , a saber, otro de los aclamados retratos de mujeres de Markat , de tamaño natural y con el atuendo de su éxito teatral del momento , Foou-Frou ( de Meilhgac y Haléry ).


La bata dorada da el tono fundamental de un cuadro pintado en amarillo sobre amarillo .La elegante figura aparece totalmente envuelta en el dorado resplandor de la prenda y la holgada caída de sus ropajes . En tan voluptuoso entorno , la notable cabecita de cabellera rojiza con " peinado a la romana " parece incluso  un poco perdida , lo que  no obstante, encaja con su expresión melancólica .Probablemente , la butaca y su escabel, que aparecen tan solo esbozadas, se ejecutaron a última hora.

Mercedes Tamara
22 septiembre 2011



Bibliografía : Obras de la Belle Époque, MNAC



No hay comentarios:

Publicar un comentario